bool(false)

Juan Luis Landaeta: Un lienzo con una visión ucabista

more133

La miel de un ucabista se traslada a la galería del Banco Interamericano de Desarrollo:

Juan Luis Landaeta es egresado de la Escuela de Derecho; actualmente tiene 30 años y se encuentra residenciado en Estados Unidos. Es artista, amante de la música, creativo, con un espíritu hacedor y lo mejor  de todo, tiene sello ucabista. En 2018 fue seleccionado para representar a Venezuela con su obra “La identidad de la Línea”, como parte del programa de exhibición anual 2019, en el IDB Staff Association Art Gallery

Pinceles biográficos:

¿Cómo fue el proceso de selección, cuándo y  cómo te dan la noticia?

– «El proceso de selección inició en 2018,  en la Staff Galery del Banco Interamericano de Desarrollo, en Estados Unidos. Esta organización financiera abre un período en el que los artistas aplican y envían sus propuestas artísticas. Participan, aproximadamente, 100 artistas de toda América Latina y el Caribe, seleccionando a 7 por año».

Él envía la propuesta, pero viaja a Europa y la olvida. Cuando retorna a Estados Unidos le dan la noticia de que había quedado seleccionado para abrir la temporada de primavera y representar a Venezuela.

¿Por qué el nombre “La identidad de la Línea”? ¿Qué hay detrás de él?

«La identidad de la Línea» llega al final del proceso: ya él había estado trabajando arduamente en varias series de acrílicos, posteriores a su serie en tinta, sobre cómo la línea caligráfica y la pictórica son la misma.

– «Cuando pintamos escribimos, cuando escribimos pintamos».

Le gustaba pensar que la línea es un elemento definitorio entre una forma y una figura: eso es lo que las constituye.  Además, se puede convertir en pintura, en escritura.

– «Colocarle  un título en palabras a una serie pictórica es simplemente un intento, porque ya dicen algo sin colocarle un título; hay un discurso visual».


Playlist de Leonardo Marius


Estuve leyendo que te gusta escribir, ¿qué tipo de escritos son tus preferidos?

Landaeta expresó que no simplemente le gusta escribir, él ha hecho vida como escritor. Ha publicado dos libros de poesía.

La exposición  dio inicio en la galería el 5 de marzo. Cuéntame, ¿cómo fue la receptividad, las expectativas que tenías?

El artista comenta que estaba sorprendido y nervioso por el transito material de las obras:

– «Las obras pasan de estar en la intimidad de tu casa a estar expuestas, con otra luz, con la mirada de las personas, por ejemplo».

Finalmente revela que hubo buena receptividad e interacción. No sabía qué podía pasar pero su mente estaba enfocada en el discurso de la obra.

¿Desde cuándo está presente el arte en la vida de Juan Landaeta?

Ha  estado siempre presente: entra a través de la música. Su casa no era un ambiente intelectual, sino más bien musical. Había una buena relación con la música como forma de expresión, de manera que siempre estuvo allí. Es fan de muchos artistas, los imitaba. También le encanta la naturaleza, los espacios, las coreografías. Siempre sintió que eso tenía un mismo tren que era el arte y la composición como una forma de expresión.

Tu espíritu es de un emprendedor, ¿cuál es tu receta?

– «Más que un emprendedor, mi espíritu es de un hacedor; soy una persona que hace y ama hacer».

¿Cuál es tu trabajo soñado?                        

– «Mezclar lo que hago todos los días: escribir, componer, pintar, exponer, compartirlo y que todo esto se convierta en una gran fiesta con mis amigos, las personas que quiero, mi familia».

¿Cómo defines el arte?

– «El arte es la capacidad que tenemos de aprender la realidad, sin nombrarla».

¿El artista nace o se hace?

– «Es una gran pregunta», exclama.

Continúa diciendo que es una mezcla de talentos múltiples, de sensibilidad y ciertamente de formación, que tiene que ver con algunos recursos; sin embargo, cree que hay un bicho dentro de cada ser humano que empuja a ver las cosas de una manera distinta y allí surge el impulso de expresarse con conciencia de lo que se esta haciendo.

Un par de memorias:

–  “La UCAB es muy importante en mi vida, la universidad fue un cambio absoluto”.

Él sabía lo que buscaba cuando decidió iniciar sus estudios.

Para ti, ¿cuáles son los valores que inculca la UCAB?

– «Valores democráticos y  variedad de pensamientos».

Juan empieza la carrera en el año 2007, cuando apenas se estaba iniciando la formación del Movimiento Estudiantil. Participó en las marchas por el referéndum constitucional.


Julen Azpiritxaga, reinventando cómo ayudar al país


¿Qué te dio la UCAB para convertirse en lo que eres ahora?

– «Son muchas cosas»,  expone. «Porque es un gran paquete lleno de  tolerancia, felicidad, involucramiento con los profesores de otras carreras, relación cercana con los profesores de Derecho. Amaba estar en el Jardín, leía en él; era mi patio. Estudiaba en la mañana y pasaba todo el día en la universidad».

¿Qué tiene la UCAB que no tiene otra universidad?

– «Me gustaría rescatar su diversidad de personas con todo tipo de historias  y bagajes: algunos con dinero, otros becados, del interior, trabajando para poder estudiar, haciendo sacrificios».

¿Cuáles son tus mejores recuerdos?

  1. Tardes con profesores, conversando; le prestaban discos, recomendaban libros y le daban referencias.
  2. Dar vueltas por los distintos lugares de la universidad, escuchando música con su iPod, cantando, tomándose un Nestea y comiéndose una empanada: “Esa vaina me formó emocionalmente el espíritu y las tripas”.
  3. Le gustaba una chica y antes de graduarse le pidió permiso a los vigilantes para subir con ella a la azotea. Esto fue en quinto año, para despedir esta etapa de su vida.

Consejo para los estudiantes

– «Más que un consejo, es un llamado  a la acción», expresó.

– «Persigan aquello que les gusta, ámenlo, obsesiónense: piensen en no hacer daño y crecer de la mejor manera. Las ideas no tienen límites, son como la libertad”.